• El guía y adiestrador canino de la ONG Emergencias y Rescate de Lanzarote (Emerlan) Óscar Fondón y su pastor belga Nuca, perteneciente al grupo de perros de salvamento de la citada entidad, del que Óscar es responsable, están preparados para intervenir en el rescate de personas en cualquier parte del mundo donde se origine una catástrofe. Viven en situación de prealerta las veinticuatro horas del día, esperando que una llamada de teléfono los active para acudir a salvar vidas humanas.

    La perra Nuca superó el pasado mes de noviembre en la isla de La Palma las pruebas de homologación internacional del Grupo Nacional de Perros de Salvamento, que acreditan sus cualidades para participar en la búsqueda de víctimas en grandes áreas, zonas en las que se produzcan deslizamientos de tierra, terremotos, riadas, montañas o en otras en las que haya que buscar a personas entre los escombros tras los desastres.

    Por ahora, Nuca, que tiene tres años, es el único can de Lanzarote que está homologado para formar parte de dichas intervenciones. En toda Canarias existen veinte. Nuca se examinó ante jueces nacionales e internacionales ante los que tuvo que demostrar su capacidad de obediencia, superación de obstáculos y localización de supuestas víctimas en un gran espacio abierto y entre escombros.

    Fondón destacó que "entre las cualidades que debe tener un perro de rescate se encuentran las de ser inteligente, ágil y sociable con las personas y otros perros". Añadió que "tanto el guía como su perro deben llegar a ser uno porque el animal es los ojos, los oídos y el olfato de su guía y debes confiar en él".

    Nuca se ha codeado en los entrenamientos de la Escuela Española de Salvamento y Detección con Perros con la élite de las unidades caninas de la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Unidad Militar de Emergencia (UME).

    En Lanzarote se ejercita con su guía dos días entre semana y también los sábados y domingos. Acuden a escombreras, descampados o cualquier otro sitio en el que puedan continuar con las exigencias de su nivel de adiestramiento. Tres años es el tiempo que se tarda en preparar un perro para el rescate de seres humanos, indicó Fondón.


  • El pasado fin de semana, 10 y 11 de noviembre de 2012, en la isla de la Graciosa, se celebró el Curso "Técnicas de socorrismo y rescate desde embarcaciones".
    Dicho curso fue impartido en horario intensivo por expertos formadores de nuestra propia institución y tenía como objetivo poner al día a los voluntarios de EMERLAN en la isla de la Graciosa.

    El temario impartido cubría aspectos teóricos y prácticas de rescate a pie de playa, rescates con carrete, desde embarcaciones tipo Zodiac y con moto acuática. Especialmente importante para un grupo específico de rescate es el mantenerse al día tanto en las últimas técnicas y métodos de intervención como en los materiales que se renuevan y tecnifican constantemente.

    Este curso se engloba en el proceso de formación continuada de nuestra institución, y en este caso específico centrado en el voluntariado de la isla de la Graciosa, que desarrolla labores sanitarias, de rescate y de Protección Civil, encontrándose disponibles los 365 días del año y con base en la propia isla. Cuentan con una ambulancia todoterreno, un carro contraincendios y 15 voluntarios.

    Queremos agradecer desde EMERLAN a la Concejalía de Emergencias del Ayuntamiento de Teguise, a la Concejala de La Graciosa Doña Alicia María Páez Guadalupe y a Líneas Marítimas Romero su inestimable ayuda y colaboración para la realización de este evento.


  • El viernes día 6 del presente mes de julio, sobre las 18:30 horas, en la Playa de Pocillos en Puerto del Carmen,  dos turistas de nacionalidad británica, de 19 años, fueron rescatados tras haber sido arrastrados por la corriente y el viento reinante. Fue precisa la intervención de varios socorristas  y una embarcación de apoyo. Tras ser valorados en tierra se descartó el traslado a centro sanitario. Guardia Civil y Policía Local instruyeron diligencias.


  • Por otra parte ayer sábado 7 de julio, en la Playa de Las Cucharas, en Costa de Teguise,  a las 13:30 horas, dos subditos británicos, padre e hijo, embestían con su kayak contra la escollera, produciéndose numerosos cortes en pies, rodillas y hombros.  La rápida actuación de los socorristas de playa fue vital para evitar males mayores puesto que una de las víctimas no sabía nadar y presentaba un alto grado de nerviosismo. Fueron asistidos in situ por sanitarios de nuestra institución.


  • Desde EMERLAN y aprovechando su medio, queremos recordar a la población, especialmente usuarios de playas, que extremen la precaución en estos días de viento, especialmente si hacen uso de cualquier elemento inflable para entrar al agua. En caso de alejarse de la costa y no poder regresar a ella deben recordar NO ABANDONAR NUNCA la colchoneta o similar y hacer señales con las manos a costa o embarcaciones cercanas.